4 Capítulo 4 - Renacida

Translator: Nyoi-Bo Studio Editor: Nyoi-Bo Studio

A los veinte años, aún parecía demasiado joven. Sin embargo, era una mujer adulta. Sus ojos eran amplios y sus cejas, finas. Cada rasgo de su ovalada cara era atractivo.

Había numerosos productos para la piel en su tocador, todos de grandes marcas.

Antes de casarse con Li Sicheng, su "mejor amiga" en ese momento, Tang Mengying, le sugirió que se los comprara, asegurando que era una manera de dignificarse.

Ella había creído sus palabras durante su antigua vida. Aconsejada por Tang Mengying, había comprado casi todos los productos que eran más caros aunque no fueran adecuados para ella. Terminaron todos en la basura.

Li Sicheng lo había visto todo. Eran exactamente esos detalles los que habían hecho que odiara cada día más a su mujer.

Cada vez que Su Qianci pensaba en esos incidentes, se arrepentía mucho. A menudo pensaba en lo que haría si pudiera volver atrás, ¡pero no esperaba que eso pudiera ocurrir!

Su Qianci soltó una risita y después una carcajada. Siguió riendo cada vez más fuerte, hasta que las lágrimas empezaron a cubrir su cara.

Había muerto y sin embargo, estaba viva. Había renacido.

Durante su anterior vida, había amado a Li Sicheng durante cinco años, esperando junto a él. Con el objetivo de convertirse en una esposa cualificada, había aprendido a vestir de etiqueta, sobre instrumentos musicales, idiomas extranjeros, finanzas y a dirigir negocios por sí misma. Aprendió todo lo que a él le gustaba y necesitaba. Sin embargo, por mucho que lo intentara, nunca recibía aprobación. Solo había constantes comparaciones y desprecio.

Su anterior vida, la había vivido para Li Sicheng. Ahora tenía otra oportunidad, y viviría su propia vida.

Toc, toc.

Alguien llamó a la puerta, interrumpiendo los pensamientos de Su Qianci.

—¿Quién es?

No hubo respuesta, pero Su Qianci ya sabía de quién se trataba.

No tenía ninguna prisa en abrir la puerta. Buscando en su armario, encontró un ropero lleno de productos lujosos. Todos habían sido elegidos por Tang Mengying. Todos eran caros pero ninguno se ajustaba a su edad y aspecto.

Su Qianci frunció el ceño y se tomó su tiempo para elegir. Al final, escogió lo que solía ponerse. Era una marca cualquiera. Aunque no combinaba con su identidad, sí lo hacía con su edad y aspecto.

Alcanzando la lencería de arriba, Su Qianci se acababa de poner las braguitas cuando la puerta del baño se abrió de repente, dejando salir todo el calor.

Su Qianci se sobresaltó. Inconscientemente, se cubrió el pecho, dándole la espalda.

Li Sicheng llevaba una ceñida bata de seda negra, dejando al descubierto su musculado cuerpo. Con casi 1.80 m. de estatura, tenía un buen cuerpo. Su pelo rizado y oscuro seguía goteando y sus ojos se fijaron en su espalda desnuda.

Find authorized novels in Webnovel, faster updates, better experience, Please click <a href>www.webnovel.com/book/el-divorcio-n%C3%BAmero-99_13172773605952905/cap%C3%ADtulo-4---renacida_35941328768522271 for visiting.

La piel era como la mejor seda con algunas marcas azules, demostrándole la noche desenfrenada que habían pasado.

La situación se volvió incómoda con el silencio de ambos.

Li Sicheng no se movió y Su Qianci estaba demasiado avergonzada como para darse la vuelta.

—Tú...

Volvieron a llamar a la puerta y las palabras de Su Qianci fueron ignoradas.

Li Sicheng miró hacia otro lado:

—Póntelo —dijo brevemente. No era momento para discutir.

Li Sicheng abrió la puerta ligeramente. Al ver quién estaba afuera, frunció el ceño y preguntó:

—¿Necesitas algo?

Desde la puerta, Tang Mengying apenas podía ver a Li Sicheng. Intentó mirar hacia dentro y dijo:

—Estoy buscando a Su Qianci, ¿aún no se ha levantado?

Next chapter