9 Capítulo 9

Emily se quedó por casi media hora en la casa de Miguel Ángel.

Él intentaba hablarle pero ella lo ignoraba.

-Te lo preguntaré por última vez. ¿Qué acaba de pasar?- Emily suspiró.

-¡No lo sé! Salí a caminar y de repente él me empezó a perseguir.- Dijo Emily nerviosa caminando en círculos.

-¿Él?- Pregunta Miguel Ángel.

-¡Sí!- Exclama Emily nerviosa.

Miguel Ángel se queda pensativo por varios segundos.

-Oye, quiero pedirte disculpas por lo que pasó en la tarde.- Dijo Miguel Ángel poniendo su mano en el hombro de Emily.

Ella le quita la mano.

-No tienes que disculparte por ser sincero.-

-¡No! No entiendes-

-Olvida eso.- Dijo Emily mientras salía de la casa para evitar el tema.

...

Miguel Ángel sentía que no lo podría arreglar.

-No puedo dejarte ir. No de nuevo.- Susurró.

-¡Traje pizza para cenar!- Dijo James mientras cruzaba la puerta.

-No tengo hambre.- Se limitó a decir Miguel Ángel.

-Yo tampoco tengo hambre.- Dijo James mientras tomaba dos trozos de pizza y se acercaba a Miguel Ángel.

-Así que comeremos sin tener hambre.- Dijo James mientras tomaba un lugar en el sofá y le pasaba un trozo de pizza a Miguel Ángel.

Él solamente se echó a reír y tomó el trozo de pizza.

James encendió la televisión mientras reía.

Mientras comían había una pregunta que tenía a Miguel Ángel con curiosidad. No era importante pero aún así quería saberlo.

-¿Por qué nunca me contaste que fuiste novio de Emily?- Preguntó Miguel Ángel cautelosamente.

-No creí que fuera relevante contarte.- Se limita a decir James sin quitar la mirada de la televisión.

Miguel Ángel pensó que sería incómodo pero James no le dio importancia a la pregunta.

-El sábado hay práctica de Natación.- Dijo James mientras se paraba y se dirigía a la cocina.

Miguel Ángel se fue a su habitación y se durmió casi de inmediato.

...

Miguel Ángel despertó con un horrible dolor de estómago. Ni siquiera podía ver claramente, su mirada estaba borrosa. Era obvio que él estaba enfermo.

Habló con James y le dijo que no iría a la Preparatoria ese día.

-Me quedaré.- Dijo James mientras bajaba la mochila de su hombro.

Find authorized novels in Webnovel, faster updates, better experience, Please click www.webnovel.com/book/ac%C3%B3nito-azul_19276271606018405/cap%C3%ADtulo-9_51744571008277168 for visiting.

-No hagas eso James. Faltas demasiado a clases.- Dijo Miguel Ángel.

-No importa. Me iré a quitar la ropa y a hacer el desayuno.- Dijo James.

-No te merezco.- Musitó Miguel Ángel como si estuviera interpretando una obra de teatro.

-Eres un idiota.- Dijo James entre risas mientras salía de la habitación.

-¡Joder!- Susurró Miguel Ángel mientras se levantaba de la cama.

Él recordó que tenía que entregar un trabajo de química muy importante.

¿Quieres desbloquear

a este contacto?

Sí No

Contacto Desbloqueado.

¿Podrías decirle a la

Señorita Hathaway

que estoy enfermo?

Visto a las 8:47 AM

¿Que tienes?

Visto a las 8:49 AM

Nada grave. Sólo es un

pequeño dolor de estómago

Visto a las 8:49 AM

¡Ah! Está bien, yo le digo

Visto a las 8:49 AM

¡Gracias!

Visto a las 8:50 AM

Okay

Visto a las 8:50 AM

Si quieres puedes venir a

visitarme cuando salgas de

la preparatoria

Visto a las 8:50 AM

Los enfermos se visitan

Visto a las 8:51 AM

Emily está escribiedo...

...

Pasaron las horas y Miguel Ángel estaba desesperado porque Emily llegara a su casa.

Ella ni siquiera le respondió el mensaje pero él tenía la esperanza de que ella fuera.

-¡Ding, dong!- Emily tocó el timbre de la casa Cumberbatch.

-¡Pasa!- Escuchó a Miguel Ángel gritar.

Emily entró a la casa y sintió un aroma exquisito. Pensó que tal vez Miguel Ángel había comprado comida.

Mientras ella entraba a la cocina pudo notar que era Miguel Ángel quien estaba cocinando. Emily no sabía que él cocinaba así que se sorprendió.

-Entonces, los chicos si cocinan.- Dijo Emily mientras reía y se sentaba en el desayunador.

-Las mujeres tienen un horrible estereotipo de nosotros.- Dijo Miguel Ángel mientras reía y movía el cucharón.

-¿James no está aquí?- Preguntó ella mientras cambiaba el tema de conversación.

-No, creo que está con Jennifer.-

Miguel Ángel saca un vino de la nevera. Sirve en dos copas y le pasa una a Emily.

Él y Emily hablaron durante horas. Miguel Ángel le explicó porqué le había dicho todas esas cosas el día anterior y ella lo entendió.

Le pareció un gesto muy lindo que él quisiera protegerla.

-¿Quieres escuchar música?- Preguntó Miguel Ángel mientras conectaba su celular al estéreo.

Emily asintió mientras le daba un sorbo a su copa de vino.

-¿Te gusta Justin Bieber?- Preguntó él mientras ponía una canción de dicho cantante y subía el volumen.

-¿En serio? Estoy a solas con el chico más lindo que conozco y resulta que le gusta Justin Bieber.- Dijo Emily en tono de broma.

-¿Te parezco lindo? -Dijo Miguel Ángel entre risas mientras se acercaba a ella y bailaba al ritmo de la música.

-O sea, no lindo, lindo, sólo te ves normal.- Dijo Emily con la voz entrecortada.

-Dilo de nuevo.- Dijo Miguel Ángel mientras se acercaba cada vez más a Emily. Ella no podía moverse, estaba sentada encima del desayunador mientras hablaba con él.

-¿Qué quieres que diga de nuevo? Que te ves como un chico normal.- Dijo Emily tratando de cambiar la conversación.

-Dilo de nuevo.-

El corazón de Emily estaba acelerado.

-Dilo de nuevo.- Repitió sin falta de masculinidad en su voz mientras la miraba directo a los ojos.

-Eres el chico más lindo que conozco.- Dijo Emily en voz baja mientras ponía su copa de vino a un lado.

Después de decir esas simples palabras Miguel Ángel la besó delicadamente, ella podía sentir su respiración agitada, comenzó acariciar su pelo mientras lo tenía entre sus piernas ya que estaba sentada en el desayunador.

Miguel Ángel tenía un ligero sabor en su boca a vino fusionado con menta. Lo que sentía Miguel Ángel en ese momento era lo que siempre se había imaginado.

Sus labios estaban perfectamente entrelazados, cuando Miguel Ángel se apartó y puso la mano en su estómago como si tuviera algún malestar. Trató de sostenerse del desayunador pero su mirada se volvió borrosa y cayó al piso desmayado.

...

Miguel Ángel despertó en el hospital y casi de inmediato el doctor se acercó a él. Estaban todos en la habitación, El señor Cumberbatch, James, Jennifer e incluso Emily aún seguían con él.

-Doctor ¿Qué tiene mi hermano?- Dijo James preocupado.

-El joven Miguel Ángel Cumberbatch ha sido envenenado con Aconitum napellus, es una flor mejor conocida como Acónito azul. Son provenientes de Asia así que no se sabe cómo es posible que las hayas consumido. Tienes que tener precaución. Cabe destacar que estas flores pueden ser fusionadas con bebidas y comidas.-

Todos quedaron sorprendidos por lo que había dicho el doctor.

-Los análisis revelaron que tienes semanas consumiendo este veneno. La suerte es que esta flor no te asesina al instante, primero te hace perder la vista y después termina acabando con tu vida.-

A Miguel Ángel se le hizo un nudo en la garganta. Había sólo un lugar donde se podían encontrar ese tipo de flores y era su casa. Su padre tenía un invernadero detrás de la casa y ahí cosechaba todas las flores que traía de los países que visitaba.

Miguel Ángel ya se imaginaba quién lo estaba envenenando pero no lo quería creer.

Next chapter